GENTE  25 de julio de 2017

Bettina Garayalde: “No se sabe lo que me picó y los médicos dicen que al pasar tantos días tampoco se va a saber, lo importante ahora es que la lesión no siga creciendo”

La vecina de Bolívar Bettina Garayalde dialogó con Sandra Renna en el móvil de FM10 contando qué fue lo que pasó, como fue tratada, y su estado de salud actualmente.


“Quiero dejar tranquilos a mis amigos, compañeros de trabajo, y mi familia por supuesto que ya sabe que estoy bien”

“Ahora estoy en el Sanatorio Güemes, me cambiaron la medicación, pero estoy muy bien atendida. Lo que pasó es que el lunes 17 de julio, en una casa de remates, estaba mirando unos botones antiguos, me senté en una silla, doblé mi pierna y me apoyé la caja sobre mis piernas. Tenía puesta una calza al tobillo, con una media al tobillo, y sentí un pinchazo”, relató.

“El pinchazo no fue determinante, no me hizo soltar las cajas ni nada, solo fue algo normal; seguí común como si nada hubiese pasado”

“Dejé las cajas, yo estaba en ese lugar con Olivia mi hija de 5 años, seguimos mirando otras cosas, y al rato me fui. A la hora aproximadamente comencé con una molestia, serían las 19 horas. A las 5 de la mañana ya no podía apoyar el pie, no podía caminar”, comentó.

“A las 8 de la mañana ya me llevaron en silla de ruedas porque no podía caminar, y fue ahí cuando comenzó con este rally; fiebre, vómitos, temblores, y como tengo el pie como pudieron ver”

“Como pudieron ver en las fotos, allí comenzó a desarrollarse una lesión increíble que ahora llega hasta la ingle. En Bolívar lo que se habló con los médicos que estaban ahí, es que parecía ser un alacrán por la magnitud y la nocividad de la lesión”, confesó.

“De mí nunca salió de mi boca que era un alacrán; porque hubiese pensado algo más común, más bolivarense, no sé una araña, pero ellos comenzaron a barajar esta posibilidad”

Y agregó: “Después de los tres días internada, como se comienza a complicar la lesión y se agranda cada vez más y el nivel de glóbulos estaba altísimo y está alto todavía, deciden trasladarme. Algunos médicos querían, y otros no. Nosotros decidimos venirnos para acá (Buenos Aires) porque veíamos que no había avance, lo único que había cesado era el dolor. Me trajeron en ambulancia, y estoy internada en el Güemes”.

Cabe destacar que el próximo miércoles 2 de agosto, a las 19 horas, se realizará un Gran Remate a beneficio de Bettina Garayalde. Quien quiera colaborar donando algo para el remate mencionado pueden acercarlo a calle Paso casi San Martín. El mismo es organizado por Sergio Crocce y el martillero Alejandro Asperué.

“Agradezco muchísimo todo lo que puedan hacer porque nosotros estamos parando con mi compañero en una habitación con un sillón, por lo que para poder tener eso IOMA no lo cubría, por lo que tenemos que pagar un adicional para poder tener acompañamiento porque yo no me puedo parar”, explicó.

Finalmente mencionó: “Lo que me dijeron acá es que lo que me picó nunca se va a saber porque ya pasaron 7 días, que eso resta totalmente importancia. Lo que hay que frenar es que la lesión siga creciendo y que afecto cualquier baso y otro órgano y que no siga comprometiendo más piel porque hay zona de la piel que están muertas y no tiene irrigación; esas las van a reconstruir”. 

COMPARTIR:


Notas Relacionadas